Publicidad

Análisis y comparativa de Ibex 35, Ibex Complementario e Ibex Small Cap.

Hoy mirando gráficos he visto hasta qué punto la recuperación en las bolsas está cogida con alfileres. No se si será igual en otros mercados, pero lo que es en los valores españoles todo parece indicar que la subida del Ibex se debe a los cuatro valores que más ponderan. Si no fuera por ellos no quiero ni pensar donde podríamos estar.

Vamos a ir repasando los gráficos a ver a qué conclusiones podemos sacar.

Comparativa Ibex 35-Ibex Complementario-Ibex Small CapEmpezamos con un gráfico donde he puesto a los tres y los porcentajes de las caídas y rebotes que llevan. Se puede ver que, a medida que las empresas son más pequeñas el comportamiento ha sido peor. Mientras el Ibex cayó desde máximos un 58%, el Ibex Complementario lo hizo un 68% y el Small Cap un 71%.

Hasta aquí podríamos calificarlo de normal, las empresas mayores tienden a comportarse mejor en las caídas que las pequeñas, a las que las salidas de papel de pánico suelen hacer más daño.

En el rebote de marzo, donde el Ibex rebotó un 83% desde mínimos, los otros dos lo hacían un 57-58%, con un comportamiento similar y a partir de la siguiente caída es cuando más se extrema el comportamiento, ya que el Ibex cae un 30% y recupera un 29, el Complementario cae un 26,5 y recupera un 21, y el Small Cap cae un 32 y recupera solo un 11.

Como conclusión, las empresas más pequeñas están abandonadas a su suerte y no levantan ningún interés inversor, lo cual no me cuadra mucho con una supuesta recuperación económica. Repasando gráficos, pocos hay con buen aspecto técnico y la mayoría languidecen en una situación agónica.

Comparativa Ibex 35 Ibex ComplementarioSi vamos a una comparativa entre Ibex 35 e Ibex Complementario, vemos como en los máximos la subida última del Ibex se hizo sin el concurso de las empresas de mediana capitalización, misma situación que se ha vuelto a dar a finales de 2009 y principios de 2010.

Llamativo también como, desde máximos, el Ibex ha perdido un 34% y tendría que subir un 51% para volver a máximos, mientras que el Ibex Complementario ha perdido un 57% y tendría que subir un 135% para volver a máximos.

Comparativa Ibex 35 Ibex Small Cap

Si hacemos la misma comparativa entre el Ibex 35 y el Ibex Small Cap, al igual que con el Complementario vemos divergencias en los máximos y a primeros del 2010.

Las diferencias entre ambos son aún más llamativas ya que frente al Ibex 35 el Ibex Small Cap ha perdido un 67% y tendría que subir un 200% para volver a máximos.

Eso el índice, porque si vamos a valores individuales hay unos cuantos que han perdido más del 80% y que seguramente no vuelvan a máximos, si es que consiguen sobrevivir a la crisis.

Si vamos a los gráficos individuales (de los seis de arriba, los tres de abajo), vemos que el Ibex (el de la izquierda) es el más fuerte, ya que ha conseguido situarse por encima de la directriz bajista de los máximos de 2010. El Ibex Complementario (en el medio) está por debajo de la directriz, aunque se ha vuelto a meter en el canal  bajista, y el Ibex Small ha perdido el canal y se encuentra en un pequeño lateral por debajo del mismo. Además, ni se ha acercado a la media de 200 como sus hermanos mayores.

Respecto al RSI30, mientras el Ibex 35 y el Complementario consiguieron romper la directriz bajista, el Small ha llegado a ella y parece que se quiere volver a girar.

Sería deseable que si el Ibex rompiera por arriba lo hiciera con el Complementario superando los 10.400 puntos y el Small los 6.300, que marcaría un doble suelo. Por el contrario, caídas por debajo de los 9.800 puntos harían que se retomara la tendencia bajista, con caídas seguras del Complementario por debajo de los 9.340 y del Small de los 5.750 hacia los mínimos de marzo en los 5.300.

Como conclusión, no parece que el mercado acompañe en su conjunto, sino más bien que la recuperación se ha basado en las subidas de Telefónica, Santander y BBVA en su mayor parte. Esta semana aún no he mirado gráficos de acciones, pero la última vez que lo hice el panorama era desolador.

Mientras en otras recuperaciones era bastante habitual encontrarse con numerosas formaciones de HCH y dobles suelos, u otras figuras de vuelta con escapes con volumen, ahora el volumen no aparece por ningún lado, sino más bien todo lo contrario, y la mayoría de gráficos presentan claras estructuras bajistas sin ninguna pinta de ir a cambiar en el corto plazo.

Difícil mercado el que nos está tocando vivir.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *